www.media-tics.com

Telefónica ha convertido los contenidos televisivos premium en su principal diferencial

8 de cada 10 abonados a Movistar contratan su televisión
Ampliar

8 de cada 10 abonados a Movistar contratan su televisión

El 88,6 % de los clientes Fusión ha contratado también un paquete de televisión, lo que demuestra que la apuesta de Telefónica por contenidos exclusivos como series o deportes será cara, pero no equivocada.

Siendo sinceros, si la fibra simétrica alcanza 100 Mbps y tiene cierta calidad en cuanto a latencia y estabilidad de la conexión, no hay mucha discusión: todas son prácticamente iguales. Las telcos lo saben, habida cuenta de que en muchas ocasiones incluso comparten recursos, si bien lo habitual es que cada compañía despliegue su propia infraestructura. De ahí que en los últimos años se haya apostado por los paquetes convergentes, aquellos que unifican fibra, móvil y televisión. Porque si las llamadas ilimitadas en el móvil no dan lugar a discusión alguna, la televisión sí puede marcar importantes diferencias.

Cuando el pasado verano Vodafone renunció al fútbol, muchos expertos del sector lo vieron como una locura. El deporte rey se había convertido en catalizador de los paquetes convergentes, a pesar de que por entonces todas las telcos contaban con el fútbol como parte de su oferta -independientemente del propietario original de los derechos-. Ahora, la telco británica ha reorganizado su televisión para apostar por el cine y las series, creando además un sistema de paquetización al estilo puzle: solo se paga por los canales y contenidos temáticos que se desea, y no por una determinada cantidad de canales como hasta ahora. Orange ya emprendió ese camino hace tiempo.

Sin embargo, el poder de la televisión de pago reside la fortaleza de sus contenidos. Y ahí es Movistar la que está ganando la partida. Según publica 'El Español', de los 4,6 millones de clientes Fusión que tiene la compañía de Telefónica en España, 4,1 millones también han contratado televisión. Son el 88,6 % del total, y demuestran que la apuesta de Movistar+ por los contenidos premium está teniendo una positiva acogida en el mercado. Hasta el punto de que las cifras no dejan de crecer, pues la compañía cerró 2017 con un 82,5 % de clientes convergentes con televisión. Movistar+ ha sumado casi medio millón de clientes de televisión en apenas dos años, algo que coincide con la mastodóntica apuesta de la telco española por la producción propia como elemento diferencial de su oferta. La apuesta incluye canales exclusivos como #0 y #Vamos, además de 100 millones de euros al año para producir prácticamente una serie nueva cada mes y la emisión en exclusiva de deportes como la Fórmula 1.

Las claves del éxito de Movistar+

Pero el éxito de la televisión de Movistar no se mide solo por lo que crea, sino por aquellos de quien se rodea. La compañía dio el campanazo a finales de 2018 al anunciar un acuerdo estratégico con Netflix para integrar los contenidos de la plataforma estadounidense en sus paquetes. En apenas unos meses ha conseguido que el 35 % de las nuevas altas a paquetes Fusión hayan optado por incluir Netflix en su oferta. La compañía, lejos de conformarse, se ha mostrado dispuesta a continuar integrando a otros actores de la escena internacional para seguir enriqueciendo su oferta de televisión, que en junio se verá revolucionada con un experimento que camina en línea con las tendencias del mercado: Movistar lanzará su propia OTT por 8 euros al mes, de manera que incluso quienes no tienen contratados con Telefónica servicios como la fibra podrán acceder a los canales y contenidos de producción propia de la compañía, incluyendo algunos deportes que se emiten en #Vamos.

Como recuerda 'El Español', Telefónica abrió la veda en 2005 con el lanzamiento de Imagenio, una humilde apuesta por la televisión de pago como complemento a los servicios de conexión a Internet. El modelo fue rápidamente replicado por sus principales competidoras en España, hasta el punto de desencadenar una guerra sin cuartel por lograr los mejores contenidos, que tuvo en el fútbol su mayor batalla y en la compra de Digital+, una década después, el revulsivo definitivo para que Telefónica ganase el mercado. La compañía también se quedó con la totalidad de las competiciones futbolísticas de mayor interés en España (La Liga, la Champions League y la UEFA Europa League), aunque la legislación en materia audiovisual obliga a los propietarios de los derechos a compartirlos con sus competidores, motivo por el que tanto Vodafone -hasta el pasado verano y con esta temporada como última de emisión- como Orange han terminado emitiendo estos contenidos. Sin contar con la apuesta por el motociclismo, la Fórmula 1, el tenis, la NBA o el cine de estreno. Una estrategia que ha costa mucho dinero a Telefónica, pero gracias a la cual la compañía ha conseguido tener en España el liderazgo absoluto en televisión de pago, con un 54 % de cuota de mercado, según The Cocktail Analysis, frente al 23 % de Vodafone y el 12 % de Orange. Y si la gran amenaza para la televisión en general, y de pago en particular, es Netflix... pues Movistar no tiene de qué preocuparse: la compañía está más que preparada para afrontar lo que sea necesario y lo demuestra con cada movimiento que da en la era Pallete.
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)
Compartir en Meneame


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de media-tics.com

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.

Portada | Hemeroteca | Búsquedas | [ RSS - XML ] | Política de privacidad y cookies | Aviso Legal
Copyright ©2011 Ecointeligencia Editorial, S.L.B85911758
Doménico Scarlatti, 9 , 28003 Madrid. T. 91-5449091
[email protected] Contacto
Cibeles.net, Soluciones Web, Gestor de Contenidos, Especializados en medios de comunicación.