www.media-tics.com

Te contamos el culebrón del verano en Estados Unidos

InfoWars, redes sociales y libertad de expresión
Ampliar

InfoWars, redes sociales y libertad de expresión

viernes 14 de septiembre de 2018, 14:54h
¿Por qué se han unido Google, Facebook, Apple, Amazon, Twitter o Spotify contra una web de teorías de la conspiración?

El culebrón arrancó a finales de julio, cuando YouTube eliminó cuatro vídeos publicados por 'InfoWars', un (supuesto) medio de comunicación especializado en, digamos, 'hechos alternativos'. Tres días después, el 27 de julio, Facebook bloqueó durante un mes el perfil de Alex Jones, la cabeza pensante detrás de InfoWars. Poco después convirtió en definitivo el bloqueo, mientras, en paralelo, Apple y Spotify eliminaban los podcasts del medio y MailChimp prohibía la difusión de la newsletter. Pinterest también se unió al boicot y Amazon eliminó las recomendaciones a una línea de "productos de supervivencia" promovida por el medio. Solo Twitter se mantuvo al margen, e incluso llegó a defender el derecho de Alex Jones y su medio a difundir estupideces, en caso de serlo: el bloqueo a gran escala dio alas a la app de InfoWars, aupándola a los primeros puestos de apps de noticias en las principales tiendas de aplicaciones (3ª en la App Store y 5ª en Google Play). El 'New York Times' habla de entre 30.000 y 40.000 descargas diarias de la app de InfoWars durante la campaña en su contra.

Con InfoWars prácticamente barrida de las principales plataformas digitales, Alex Jones vio reducida su capacidad de impacto, a pesar de que supo capitalizar el bloqueo con una línea de productos basada en las "noticias prohibidas" por estas compañías. Su aparente apoyo neutral, Twitter, cedió a las presiones y terminó encontrando el resquicio necesario para eliminar su cuenta. Apple también eliminó la app de su tienda. Jones se quedó replegado a su web, aunque existen casos de proveedores de dominios que han rechazado seguir trabajando con determinadas páginas.

El culebrón plantea varias preguntas. La primera se refiere a qué ha hecho Alex Jones para merecer un bloqueo de estas características. Jones, texano de 44 años, lleva toda su vida involucrado en medios de comunicación y desde 1996 en espacios radiofónicos. En los últimos años se ha pasado al formato digital: posee varias webs, entre ellas la citada y polémica 'InfoWars', y distribuye 'The Alex Jones Show', su programa radiofónico, reconvertido en podcast. Hasta ahí parece un periodista más que ha hecho carrera e, incluso, ha sabido adaptarse al mundo digital (su canal de YouTube tenía más de 2,4 millones de suscriptores; InfoWars recibe más de 10 millones de visitas cada mes). Es su discurso el que ha puesto a este controvertido comunicador en el ojo del huracán y contra las cuerdas de Internet. Jones es un conspiranoico en toda regla, y utiliza sus altavoces mediáticos para propagar cual virus sus ideas. ¿Cuáles? La lista es interminable: que las vacunas causan autismo, que Estados Unidos dispone de armas meteorológicas capaces de crear un tornado y moverlo por el mapa, que algunos tiroteos en escuelas estadounidenses han sido provocados por activistas contrarios a las armas o que Obama era el líder mundial de Al Qaeda. Se le sitúa ideológicamente en la extrema derecha y ha sido acusado de racismo, antisemitismo y discriminación sexual.

¿Es InfoWars libertad de expresión?

El caso es que una segunda pregunta que ha sobrevolado el culebrón durante el verano es si algunas de sus controvertidas ideas son o no libertad de expresión. Eso defendieron casi todas las plataformas durante años (InfoWars data de 1999) y ese era el argumento de Jack Dorsey, patrón de Twitter, para no eliminar sus cuentas. Ninguna lo ha negado abiertamente, pero se han escudado en la vulneración de sus propias normas internas, especialmente en lo que se refiere a discursos de odio: si el odio entra en juego, tal vez la libertad de expresión pierde fuerza.

La cuestión ha ido más lejos y ha abierto nuevos interrogantes: ¿Hasta qué punto debe tener poder una empresa privada para decidir qué mensajes se pueden o no distribuir en Internet? Tal vez el excesivo poder que se ha otorgado en la Red a Google, Facebook o Twitter haya traído como consecuencia una situación de este tipo, donde la Justicia o las leyes quedan en un segundo lugar.

El caso de InfoWars, además, ha enfrentado al espejo a estas plataformas. Los constantes escándalos sobre las fake news han llevado a estas compañías incluso a declarar en sedes parlamentarias en Europa y Estados Unidos, en tanto difusoras de noticias falsas que supuestamente contaminaron la libertad de los electores. InfoWars es un símbolo de la desinformación, basta con echar un vistazo a la web para darse cuenta de ello, algo que se traduce incluso en los productos que vende (todo tipo de mejunjes preparados para sobrevivir en caso de apocalipsis). A la hora de la verdad, las plataformas digitales apuntadas por su papel en la distribución de mentiras han titubeado abiertamente, incluso con contradicciones tales como eliminar el podcast pero mantener operativa la app (caso de Apple). Mark Zuckerberg, patrón de Facebook, llegó a valorar personalmente el caso y se centró en un posible interés de Alex Jones por ser expulsado de la plataforma de manera deliberada para obtener el impacto publicitario que finalmente consiguió. Porque si durante dos décadas InfoWars, Alex Jones y su discurso han sido "hechos alternativos" consumidos por una minoría (Estados Unidos supera los 300 millones de habitantes y, en plena era Trump -ferviente defensor de las ideas de Jones- apenas 10 millones de ellos consumen InfoWars), el gigantesco boicot digital tal vez haya conseguido precisamente eso: que desde cualquier rincón del mundo ahora haya personas que conocen una web enfocada en la publicación de (supuestas) estupideces que, visto quién habita la Casa Blanca, parece que funcionan mucho mejor de lo esperado.

Se acabó leer noticias falsas... ahora las escucharás

La desinformación se hace fuerte en WhatsApp. Cuidado con los audios que recibes.

Leer más en media-tics.com
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (1)    No(0)

Compartir en Meneame


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de media-tics.com

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.

Portada | Hemeroteca | Búsquedas | [ RSS - XML ] | Política de privacidad y cookies | Aviso Legal
Copyright ©2011 Ecointeligencia Editorial, S.L.B85911758
Hilarión Eslava, 27 Bis, 28015 Madrid. T. 91-5449091
contacto@ecoedi.com Contacto
Cibeles.net, Soluciones Web, Gestor de Contenidos, Especializados en medios de comunicación.